La telequinesis o telequinesia consiste en el desplazamiento de objetos sin que intervenga ningún medio físico conocido. Asimismo, se han propuesto otros usos a la telequinesis, tales como la levitación, la modificación de su estructura, entre otros. En parapsicología, se clasifica la telequinesis como uno de los fenómenos de la Macro PK (fenómenos físicos observables directamente). Ésta es a su vez una rama de la ya conocida Psicokinesis (o Psi-Kappa), que es la influencia directa que ejerce un sujeto sobre un sistema físico sin que intervenga instrumento o energía física conocida o concebible.

Aunque se han llevado a cabo muchos experimentos sobre la telequinesis, la existencia de la telequinesis no es aceptada por la inmensa mayoría de los científicos.

Parece que la supuesta energía que sale del cerebro humano y que causa el hipotético movimiento de los objetos es la misma que supuestamente se manifiesta durante los fenómenos telepáticos y parapsicológicos tampoco aceptados por la inmensa mayoría de los científicos. Mucha gente especializada en parapsicología define a este tipo de energía como un fluido psíquico activo capaz de afectar a la materia.